martes 05 de julio de 2022 - Edición Nº1308

Deportes | 4 ene 2022

Djokovic, el antivacunas disidente ganador de una polémica excepción


El caso Novak Djokovic representa el pensamiento de miles, pero como es una figura pública, influyente y reconocida, la notoriedad es más grande aún. En número 1 del mundo del circuito ATP puso en duda hasta último momento su participación en el Abierto de Australia (uno de los 4 torneos más importantes del mundo) debido a su postura antivacunas que no le permite ingresar al país organizador.

Nole puso en duda su participación en Australia y su padre consideró “un chantaje” tener que vacunarse para jugar al tenis. El tenista desechó otros torneos por el mismo motivo, dejando en claro su postura de no vacunarse a pesar de la pandemia de Covid-19 que tiene en vilo al mundo entero desde hace 2 años.

En reiteradas oportunidades, Djokovic explicó que nadie puede obligarlo a vacunarse y mucho menos hacerlo “con vacunas que están en fases experimentales”. Su posición es la mas radicalizada del circuito, a tal puto que él mismo fue el organizador de una exhibición en la que varios tenistas terminaron contagiados de Covid-19.

El negocio le ganó a la salud

Pese a su postura, el negocio manda y Nole recibió una excepción sanitaria para jugar el torneo. En medio de las versiones que indicaban que Australia no permitiría su ingreso, fue el propio tenista quien confirmó que jugará el Grand Slam.

Las excepciones sanitarias no son habituales en Australia y desnudan la influencia económica que tiene una figura como Djokovic en esta clase de torneos. Pese a ello, el país queda expuesto debido a ruptura de una medida sanitaria y sienta un precedente muy peligroso para el futuro inmediato.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias